Ruta de 5horas en otoño por Rascafría. El puerto del Reventón.

Qué mejor que hacer una ruta hacia el Puerto del Reventón en otoño! Cruzarás un robledal que parece que un duende vaya a aparecer a tus pasos e irás disfrutando de las vistas del Monasterio del Paular y de los embalses al margen del camino.

Comenzamos la ruta desde el polideportivo de Rascafría. Hay que dejar el coche justo cuando empiezas el camino de tierra. Desde ahí, tras pasar una pequeña puerta metalica (no descrita por cierto en el libro de las Rutas de la Sierra de Guadarrama) comienzas a ascender con la alambrada de pinchos a tu izquierda hasta llegar a una puerta metalica grande (Ésta sería la primera en el libro o la segunda ya para nosotros).

La ruta asciende en todo su recorrido con pequeños tramos en llano. La segunda y tercera puertas están separadas casi por una hora de subida y delimitan el Robledal de Horcajuelo, que ahora en otoño está precioso.

Robledal de Horcajuelo
Mimetizándose en el Robledal

 

 

 

 

 

 

 

Tras salir del robledal siguiendo el ascenso, llegamos a las formaciones de piedra conocidas como “El carro del diablo” por la leyenda que cuenta el pacto que hizo el constructor de la catedral de Segovia con Satanás. Más adelante, “La tortuga” y desde ahí, seguimos el ascenso llegando a praderas con vacas. Esas vacas que nos gustan a nosotros porque están sueltas pastando felices.

Encontramos fauna del entorno de camino. Deberíamos estar preparados por si nos pica o sólo queda llamar?? Mmm…

¿Podría ser una víbora?

Llegamos al Puerto del Reventón tras 3 horas de subida. Nada más reconfortante que sentarte a tomar una granada y barritas Paleo Bull de huevo y café con el pedazo de día que nos está haciendo. Es aquí arriba,cuando te das cuenta de que el tiempo se detiene y que no es comprensible como arriba todo parece quieto y abajo se nos va la vida corriendo a todos lados.

 

Puerto del Rventón

La montaña siempre nos da lecciones de humildad y hace que queramos venir una y otra vez, desafiando nuestra paciencia y a nuestros músculos 😉

Vistas desde el pico del reventón hacia rascafría

 

 

 

 

 

 

 

La bajada la hacemos en hora y media, media hora menos de lo esperado y abajo nos esperan unos huevos con patatas y jamón de Casa Juanito. Y cómo no, el chocolate 100% de la casita de chocolates de Rascafría. Visita obligada si estáis por allí.

Ahora de vuelta a la ciudad pero aquí queda la sierra para otra de nuestras rutas.

Gracias por viajar con nosotros,

Sandra.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*